Fresh water pearl_hero

Perlas cultivadas de agua dulce

Las perlas cultivadas de agua dulce, se forman cuando un agricultor de perlas echa una mano a la naturaleza, e inserta un cuerpo extraño en el interior de la concha, la cual, formará una perla de la misma manera que lo haría naturalmente.

Dato: 1 de 3

Elaboradas con responsabilidad

Utilizando solo perlas cultivadas de agua dulce de la máxima calidad, nuestros artesanos especializados transforman estas gemas naturales en diseños innovadores.

Dato: 2 de 3

Las perlas cultivadas de agua dulce de Pandora se pueden teñir

Las perlas cultivadas de agua dulce del catálogo de Pandora en colores distintos al blanco, han sido teñidas. Esto se hace después de recogerlas.

Dato: 3 de 3

Seres frágiles

Las perlas cultivadas de agua dulce no son tan duras y varían en resistencia. Algunas perlas teñidas pueden decolorarse o volver a su color original si están expuestas a la luz del sol o a una fuente lumínica potente.

Pearl__1

Cultivo

Pandora utiliza perlas cultivadas en agua dulce para distintos diseños de joyas, insertando cuidadosamente piezas de tejido de molusco donante en el interior de un mejillón de agua dulce. El tejido crece para formar un saco perlífero, en el que el nácar (madreperlar) se va depositando capa a capa hasta que queda formada la perla cultivada. Al igual que las perlas naturales, las perlas cultivadas de agua dulce de tejido nucleado, son de nácar en su totalidad, ya que carecen de núcleo.

El look

Prácticamente todos los colores, son modificados a menudo por colores adicionales llamados sobretonos y con un brillo nacarado. Algunas perlas también muestran este fenómeno de color iridiscente, denominado "oriente".

Durabilidad

Las perlas cultivadas de agua dulce tienen una dureza de tan solo 2,5 - 4 en la escala de Mohs. También presentan niveles variables de dureza que dependen de la edad, la deshidratación y, a veces, el excesivo blanqueamiento durante su procesamiento. Esto significa, que las perlas cultivadas de agua dulce son propensas a los arañazos y relativamente frágiles. Son particularmente susceptibles a daños causados por ácidos, disolventes y limpieza por ultrasonidos, y también puede presentar tendencia a la deshidratación con el paso del tiempo en ciertas condiciones. Algunas perlas teñidas pueden decolorarse o volver a su color original, si están expuestas a la luz del sol o a una fuente lumínica potente.

¿Cómo cuidar tus perlas?

Los cosméticos deben aplicarse antes de ponerse las perlas. Las perlas no deberán someterse a limpieza por ultrasonidos ni exponerse a altas temperaturas. Evita exponer las perlas cultivadas de agua dulce teñidas a la luz directa del sol o a la iluminación de expositores durante largos periodos de tiempo. Las perlas cultivadas de agua dulce, no deben ponerse en remojo en agua, ni se deben frotar con fuerza, ya que esto podría provocar daños en el nácar. En vez de ello, hay que limpiarlas con un trapo limpio, muy suave y humedecido ligeramente en una solución de agua templada. A continuación, sécalas.

¡Haz que tus joyas se mantengan siempre brillantes!

Mantén tus joyas de Pandora brillantes y perfectas para cada ocasión. Descubre cómo limpiar tus joyas y dales el cuidado que se merecen.

MÁS INFORMACIÓN
Care set
_L4D2625_New_RING_N21_CMYK copy 2_ImageOverlap